Aqua for life by Giorgio Armani: Sobreviviendo con 10 litros de agua al día


El agua es la fuente de inspiración principal de algunas de las fragancias más exitosas e icónicas de la firma italiana Giorgio Armani. Perfumes de la familia olfativa acuática, como Acqua de Giò, homenajean al agua desde el envase hasta su salida aromática.

El Proyecto: Acqua for Life


Pero no contentos con eso, y preocupados por la importancia vital del agua, desde 2011 Giorgio Armani en colaboración con la Cruz Verde, lanzó el proyecto Acqua for Life (Agua para la vida), a través del cual reúnen fondos y crean infraestructuras con el fin de llevar agua potable y limpia  a comunidades que no disponen de ella. Además de sensibilizar a la población de la importancia de este bien y el problema de su escasez.

Uno de los últimos proyectos a nivel internacional de Acqua for Life de Giorgio Armani, cuyo objetivo precisamente consiste en trasmitir la importancia de no malgastar este bien escaso o hacer un uso indebido del mismo, consiste en sobrevivir un día completo utilizando tan solo 10 litros de agua (#1Dia10litros). Y digo bien sobrevivir, porque lo cierto es que aunque pueda parecer sencillo, la cosa es mucho más complicada de lo que parece.

El Reto: #1Día10litros


Acepté el reto, pero antes de ponerme en marcha, decidí investigar un poco para saber a qué me enfrentaba. Para ello, recogí algunos datos clave como orientación, descubriendo cosas como que cuando abrimos el grifo esperando el agua caliente desperdiciamos una media de 6 litros, que cada vez que usamos el inodoro empleamos 20 litros, y que al lavar los platos sin cerrar el grifo podemos malgastar una media de 7 litros. Además, usar el lavavajillas o lavadora a media carga supone un gasto de unos 25 litros. O que en una ducha de 10 minutos utilizamos una media de 200 litros de agua.

Datos escalofriantes del consumo de agua diario que para muchos es un lujo y que para otros, como la mayoría de nosotros, es un bien que usamos cada día sin ninguna conciencia. Con estos datos en la mano me planifiqué este duro día para el que tenía que sobrevivir con tan solo 10 litros de agua. Lo primero que pensé es en tomar mi ducha el día anterior, eso sí, cerrando el grifo entre el enjabonado y el aclarado. Al día siguiente, se me ocurrió reutilizar el agua de lavarme la cara para regar las plantas. Teniendo en cuenta que hay que beber una media de dos litros de agua diarios, que vienen a ser ocho vasos, y teniendo en cuenta el agua que ya había gastado decidí repartir el resto del agua en botellas de litro. Me quedaron unos 6 litros restantes de los que dejé un litro aproximado de agua para cocinar algo pasta, lavarme los dientes y me quedaron apenas cuatro botellas que guardé para fregar los cacharros. Para ello, utilicé dos barreños diferentes, uno para el enjabonado y otro para el aclarado.


Reflexionando, al final del día, me di cuenta de lo difícil, por no decir imposible, que resulta vivir en nuestra sociedad con tan sólo 10 litros de agua al día. Gestos tan sencillos como ducharse, se convirtieron en lujos imposibles de afrontar con esta cantidad tan reducida. Por supuesto, además de rescindir del uso de la lavadora y el lavavajillas, descarté totalmente fregar los suelos, lavar el coche o regar mi pequeño patio. Gestos que cualquier otro día hubiera hecho con total normalidad.

Sinceramente, aunque hice todo lo que estuve en mi mano, no superé el reto, ya que con sólo usar el inodoro una vez - que obviamente, fueron más de una - doblaba el número de litros asignados para el reto. Eso sí, el reto me hizo meditar y reflexionar sobre el tema, cambiando totalmente mi percepción al respecto del uso del agua. Y es que, pequeños gestos como mantener el grifo cerrado mientras nos lavamos los dientes o nos afeitamos, no utilizar el inodoro como papelera, arreglar grifos que gotean, ducharse en cinco minutos cerrando el grifo entre enjabonado y aclarado, o regar las plantas con el agua que sobra de las comidas o de lavar las frutas, son algunos pequeños gestos que podemos emplear a diario, gestos que no cuestan nada pero que suponen un gran ahorro de agua diario, un bien al que desde luego, a partir de ahora, pienso darle la importancia y el respeto que se merece.

Agradeciendo a Acqua for life y a Giorgi Armani la oportunidad brindada os animo a intentar en casa, toda un ejercicio de esfuerzo y reflexión perfecto para concienciarnos de la importancia del agua. Un bien vital al que debemos la vida. Además de animaros a participar en este reto, Giorgio Armani os invita a asistir a un evento solidario que se celebrara en Madrid el día 9 de Julio en la terraza Fox. Para participar tan solo tendréis que subir una foto a Twitter mientras hacéis el reto con el hashtag #1dia10litros y nombrarnos a @UniversoArmani y a mí @CharlyDeRivera. Os animo a compartir vuestras propias experiencias, para que tengáis más posibilidades de atender a este exclusivo evento, ya que será la propia firma la que anuncie al elegido a través de su perfil en esta red social.